Pin It

Widgets

Mamáyev Kurgán: La Colina de la Madre Patria

El Mamáyev Kurgán comprende una colina ubicada en la parte central de la ciudad de Volgogrado, anteriormente conocida como Stalingrado. El túmulo de Mamáyev integró un importante punto estratégico durante la Gran Guerra Patria que enfrentó a los tropas soviéticas contra los invasores de la Alemania nazi, donde tuvo lugar el combate por las orillas del Volga. En los últimos meses de 1942 las pendientes de esta colina fueron bombardeadas sin piedad ni descanso, la tierra calcinada se mezcló con sangre y metralla, un lugar donde se perdieron miles de vidas humanas y donde se decidió la batalla de Stalingrado el 2 de febrero de 1943 con la capitulación de los alemanes. El combate fue tan cruento que en la primavera siguiente ni el pasto ni las briznas de hierba llegaron a crecer en esta tierra devastada.

La Batalla de Stalingrado comenzó el 13 de Septiembre de 1942 cuando el ejército alemán inició la ofensiva contra el centro de la ciudad. Los defensores rusos habían dispuesto una serie de líneas defensivas en las laderas del cerro, contando con trincheras, cercos de alambre y campos minados. Los alemanes presionaron con fuerza sobre la colina, convertida en un baluarte defensivo, sufriendo gran cantidad de bajas, aunque finalmente la capturaron y comenzaron el bombardeo sobre el centro de la ciudad. Ese mismo día llegó a Stalingrado una división rusa de diez mil hombres comandada por Alexandr Rodímtsev y encargada de socorrer a los defensores. La división se vio obligada a atravesar el río Volga bajo un fuerte fuego enemigo, consiguiendo reconquistar la colina y perdiendo un treinta por ciento de sus efectivos durante las primeras veinticuatro horas de combate. Los asaltos alemanes se sucedían con los fieros contraataques rusos, provocando que la colina cambiase de manos repetidas veces. Tras varios meses de brutales enfrentamientos, el Mariscal de Campo alemán Friedrich Paulus se rindió con la mayor parte de sus tropas el 31 de enero de 1943, siendo el primer Mariscal de Alemania en capitular hasta ese momento. La Batalla de Stalingrado terminó oficialmente el 2 de febrero, cuando se entregaron los últimos soldados alemanes que resistían en la ciudad. De los diez mil hombres comandados por Alexandr Rodímtsev, solo trescientos veinte sobrevivieron a la batalla.

Tras la guerra, las autoridades rusas decidieron convertir el Mamáyev Kurgán en un conjunto monumental que conmemorase la estoica resistencia rusa. Construido entre los años 1959 y 1967, el complejo se encuentra coronado por la colosal Estatua de la Madre Patria. Un monumento diseñado por Yevgueni Vuchétich, alzándose 105 metros de altura, 85 metros desde sus pies hasta la punta de su espada, dominando el paisaje de la ciudad de Volgogrado. La estatua está elaborada en hormigón, salvo la espada, fundida inicialmente en acero, contando con 27 metros de longitud. La Madre Patria integraba en el momento de su inauguración la mayor estatua creada por la mano del hombre, 39 metros más alta que la estatua de la libertad, siendo hoy en día la doceava más alta del mundo. La estatua se mantiene en pie sobre su pedestal gracias a su peso, ya que prácticamente carece de cimentación, evocando con su figura a las esculturas clásicas griegas y en particular a la Victoria Alada de Samotracia, perteneciente a la escuela rodia del periodo helenístico.

Para la construcción de la colosal estatua hicieron falta ocho mil toneladas de hormigón, constituyendo todo un reto para los ingenieros y los obreros rusos que trabajaron durante extenuantes jornadas. Originalmente, la descomunal espada que sostenía la Madre Patria estaba fabricada en acero, pero las fuertes corrientes de aire provocaban que la espada oscilase, por lo que se decidió sustituirla por otra de titanio, un metal más elástico y ligero que el acero.

Además de la Madre Patria, el complejo monumental de Mamáyev Kurgán cuenta con diversas obras que recuerdan a aquellos que sacrificaron su vida en la batalla, como la "Estatua conmemorativa del soldado soviético", ubicada frente a la colina, "La enfermera cargando con el soldado herido" en la Plaza de los Héroes, la estatua del comandante Vasili Chuikov, conocida como "Luchen hasta la muerte", "La Madre Dolorida" sosteniendo a un soldado fallecido o la "Sala de la Gloria Militar", un mausoleo donde se encuentra la "Llama Eterna", una mano esculpida que alza una antorcha que nunca se apaga, consagrada a los siete mil soldados fallecidos cuyos nombres están tallados en las paredes del sepulcro. Se asciende al mausoleo a través de una escalera de doscientos escalones, tantos como días duró el asedio de la ciudad de Stalingrado. Bajo la estatua descansan los más de treinta mil soldados soviéticos fallecidos, artífices de una victoria que inició el fin del Tercer Reich.


Mamayev Kurgan, Volgogrado, Rusia.
Land Rover Our Planet


Mamayev Kurgan, Volgogrado, Rusia.
Jacopo Romei


Mamayev Kurgan, Volgogrado, Rusia.
Mark Levisay


Mamayev Kurgan, Volgogrado, Rusia.
BBM Explorer - www.bbmexplorer.com


Mamayev Kurgan, Volgogrado, Rusia.
zoetnet


Mamayev Kurgan, Volgogrado, Rusia.
michael clarke stuff


Mamayev Kurgan, Volgogrado, Rusia.
Jacopo Romei


Mamayev Kurgan, Volgogrado, Rusia.
Sputnik Mania


Mamayev Kurgan, Volgogrado, Rusia.
BBM Explorer - www.bbmexplorer.com